Virus de sabiduría

chaman

Me impresiona cómo lo tan simple tiene implicancias tan grandes en el mundo. La conciencia toma conciencia. Y toda enfermedad trae evolución. Una parte mayoritaria del planeta comienza a sentir dolor ante algo tan simple como un virus. El virus es una estructura que no tiene estructura sino sólo instrucciones. Y la instrucción es destruir para volver a crear. Pero en la creación nueva, trae la enseñanza y lo aprendido en el pasado, para adaptarse hacia las nuevas visiones del futuro. Así lo hace en una gripe a un niño que lo lleva al adulto. Así lo hace un ciudadano cuando adquiere SIDA y ahora lo vuelve un consciente total.
Gaspar, mi Maestro y Chamán, hace un tiempo comentaba mirando las estrellas, que vivimos tiempos de borrar informaciones para construirlas de nuevo. Allí aparece la novedad, el asombro, lo que no habíamos observado. Y es el propio ser humano quien crea las condiciones para comenzar nuevamente. Somos afortunados de poder recomponer todo como estaba, pero como si fuéramos nuevos. Somos afortunados de saber que todo lo aprendido se acomodará nuevamente, ordenaremos la biblioteca de otra forma para que resalten viejos-nuevos libros.
Así somos, así estamos, hacia allá vamos. Recibimos noticias de otras dimensiones mediante meditación y trabajo espiritual. Tenemos un radar para sentir la profundidad de los tiempos. Desde Bolivia se hace trabajo para el mundo. Desde Rusia se brindan ceremonias. Desde Canadá se escriben códigos espirituales. Desde el deserto de Marruecos se escriben verdades. Desde Islandia se revelan símbolos. Todo esto sucede en plena calidad. Es impresionante todo lo que sucede simultáneamente, al mismo tiempo que el mundo toma decisiones, también se deciden las sensaciones del futuro, del alma, de las nuevas emociones que sentiremos. Tal vez todos estos nuevos mensajes no son relevantes ahora, pero es importante saber que existen y alguien los tiene. Tampoco es importante saber quién, pues la espiritualidad siempre se encarga, tal como lo hace la vida, de propagarse en nombre de si misma. Algún día de estos recibiremos señales para los que buscan información acerca de detalles que necesitaremos en agosto y noviembre.
Sigue tu camino y hazle caso a tu corazón, ese que da brincos y sigue corazonadas, algunas muy egoístas y otras muy generosas. Algunas certeras y otras guiadas por el ego. No importa. Sigue, no renuncies. Entrenas tu intuición en todo momento. Ahora amas tan hermosamente la vida, y a su vez, con tanta consciencia en el presente, que no sabes bien lo que sientes. Eso es un amor tan evolucionado y lo sabes. Amas sagradamente que sólo necesitas sonreír y vivir la paz de tu corazón. En medio de todo esto, los virus borran partes que ya no te sirven del pasado, borran emociones que te han enseñado y que fueron mecanismos de protección incluso con violencia, y borran maneras que ya no necesitas. Lo mismo le pasa al planeta.

 

(Fotografía de http://www.buyplaya.org/es/vidaplaya/vidaplaya-blog/tour-selva-playa-del-carmen/)

Un comentario en “Virus de sabiduría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s