[Español] Semana del 27 de Septiembre al 3 de Octubre

Semana para regresar luego de una ausencia. Volvemos. Nos reintegramos a los amigos, a la motivación, a la acción conocida, pero con otro sabor. Ya no será lo mismo. Puedes ver el aporte a nuestra vida de lo nuevo en lo conocido, porque si lamentamos lo que ya no está, entraremos en la desolación que posiblemente amargue nuestros días. Semana para leer las señales que nos rodean, y todo indica que somos los últimos en transformarnos, aceptando nuevas interpretaciones de nuestras vivencias y nuestras creencias, porque continuar creyendo lo mismo del pasado con tradición o lealtad, sólo perjudica nuestro ánimo y capacidad de crecer. No estamos solos, estamos rodeados de evidencias que intentan retirar la venda de los ojos. Semana de revelaciones y conciencia que nos remece para nuestro beneficio, aunque no sea como esperamos. Nuestras autoridades, nuestra jerarquía tiene algo que contarnos y eso cambia nuestros planes. Saber escuchar es la clave de la semana. Todos tienen algo que decirnos. Todos tienen algo que advertirnos.

En el plano material y del dinero

Semana para detener la marcha y observar las señales del valor de nuestras cosas. Es momento de encontrar cuál es el aporte a los demás de lo que tenemos o realizamos. El valor se revalúa ante un ajuste mundial de dinero. Las cosas aumentan de precio porque los clientes le han dado más valor y están dispuestas a pagar por ello. ¿Qué es lo que aún no damos valor a lo nuestro? Llega el día de tomar en serio que valemos y que merecemos mejores condiciones para estar en esta vida. Merecemos. Y disfrutamos lo que merecemos. Semana para confiar que el dinero llega a nosotros porque tenemos actitud de vivir plenamente, porque el dinero huye de los temerosos, de la incertidumbre y de la desconfianza.

En el plano sentimental

Semana para escuchar atentamente lo que los demás creen de nosotros. Nada es con afán de destrucción lo que los amigos quieren decirnos con cariño y buena intención. Semana donde vamos descubriendo que estamos equivocados en una actitud, en una forma de emocionarnos, en una manera de sentir los sentimientos. Observamos cómo queremos ser amados, y sólo descubrimos nuestras inseguridades. Nos quieren por nuestra alegría, por nuestro aporte, por nuestra participación, y principalmente, por nuestra coherencia en el pensar, sentir y actuar. Semana de hablar seriamente de lo que sentimos. Sin mentirnos, escuchamos atentamente lo que tienen que decirnos. Sin amarguras y sin tristeza, porque nadie nos quiere atacar, sólo pistas para mejorar.

En el plano espiritual

Semana para valorar el silencio como momento de calma interior. Vamos descubriendo que la felicidad no existe como tal, sino que es la serenidad lo único que se le parece. Son días donde vamos construyendo barreras a las promesas de felicidad y plenitud que sólo son propaganda que nos invita a consumir, participar o estar de maneras que creemos que los demás nos admirarán. Nada más lejano de la realidad, porque la única manera de tener esa sensación de plenitud es conservando nuestra serenidad interior y descubrir que allí somos propios de nosotros. Tener opinión no es imponer lo nuestro a los demás, sino que es tener un lugar para nosotros donde nuestras creencias viven en paz. Lo espiritual está con nosotros, rodeándonos y abrazándonos con amor. No nos guían como queremos ni entendemos. Necesitamos aprender que somos nosotros los que vamos hacia lo divino, porque nosotros nos hemos desconectados y posiblemente tengamos muchos días para volver a colgarnos de lo sensible lleno de sabiduría. Lo único que enriquece el alma es el saber que estamos dispuestos a aprender más ay más sobre la belleza de vivir.

fernandoconfianza-1

Donaciones

Gracias por tus donaciones para permitir la continuación de este trabajo.

5,00 US$