[Español] Semana del 10 al 16 de Mayo

En medio de recuerdos y deseos frustrados, son días donde nos sentimos más seguros, ya sea porque nuestras opciones comienzan a brillar, o porque vamos aceptando el camino a seguir. La seguridad no tiene que ver con reconocer lo conocido en los desafíos que se asoman en el horizonte, sino tiene que ver con comenzar a poner nombre y descripción a lo que no conocíamos, donde no tiene que ver con lo fácil o difícil, lo alegre o lo triste, sino tiene que ver con cómo componemos nuestra vida en medio de inmensos fenómenos que evolucionan sin detenerse. Somos una pequeña parte de un gran reloj que, entre todos, creamos diariamente el tic tac de la vida terrenal, emocional y espiritual. Y desafía la semana a emprender iniciativas osadas y valerosas para contribuir al ánimo y la pasión personal, más que a la colaboración de nuestras labores. La valentía de vivir alegremente comienza a ser más importante que el cumplimiento de objetivos en nuestras labores porque son tiempos donde con nosotros o sin nosotros, los sistemas conseguirán lo que quieren. Llega el momento de poner fuerza e iniciativa a lo personal, a lo propio, a lo valeroso de nuestras posibilidades que iluminará todos los rincones de nuestra existencia.

En el plano material y económico

Semana para tener los últimos efectos de temas que ya son innecesarios o ya procesamos demasiado. Vamos entendiendo que los conflictos no son parte de nosotros, sino que vivimos en condiciones donde, poner la atención al horror de la vida y a la escasez de recursos, no tiene efecto, sino que lo que crea riqueza es el centrarse en lo que tiene valor personal que aporta y es útil a los demás. No cambiaremos el clima, pero en este clima crearemos riqueza que se transforma en bienestar y alegría. El dinero hace lo mismo porque la ganancia no está en luchar contra lo que no tiene ánimo de cambiar, sino que la riqueza está donde da satisfacción y pasión.

En el plano sentimental

Semana para entretenerse y divertirse con amistades y pareja. Es un buen tiempo para relajarnos e iniciar motivación con los que están a nuestro alrededor. Son tiempos sentimentales, donde la pasividad o la espera se transforma en iniciativa y actos espontáneos. Lo natural se impone sobre el plan, y el permitir que sea alegre es nuestra obligación más que imponer un método. Son días para dar regalos y gestos de cariño. Son tiempos de celebrar cosas importantes que no sabíamos que lo eran. Son tiempos para darle brillo a los sentimientos con cosas que inventamos para que siempre sea una buena ocasión. Hay amor y sentimientos por todos lados.

En el plano espiritual

Son días para tomarse la vida con levedad y si bien todo apunta a ser serios y responsables, nuestro interior siente que esa pequeña cuota de irresponsabilidad en medio de la responsabilidad, dará ese brillo. Permitir el pequeño caos en medio del gran orden hace que aparezca la razón para vivir en el sentir de lo leve. Son tiempos para otra vez comprender que el universo no vive bajo un orden ni una seriedad, sino que permite y ofrece para todo y todos. Lo espiritual aparece allí, donde permitimos a través de encuentros espontáneos, casualidades y cosas que suceden, esa magia de agradecer lo que tenemos y se nos permite, porque lo espiritual no tiene que ver con una fábrica de deseos, sino con la existencia en medio de lo simple, puro y posible. Lo divino habita en lo mágico de nosotros, y no en la razón de lo que queremos.

fernandoconfianza-1

Donaciones

Gracias por aportar con tu donación para la continuación de este trabajo.

5,00 $